Newsletter

Enews junio 2019

ENTREVISTA: Eduardo Rodríguez, director RR.HH. empresa EY:

“Al final del día el más contento es el Maestro Guía, por poder compartir lo que sabe y enseñar al más joven”

¿Cómo se origina este programa de formación dual en la empresa EY?

Tuve mi primera experiencia con el Dual hace más de 15 años, en nuestra oficina en Concepción, donde alumnos de 3° y 4° medio iban 2 días a la semana a la empresa. Fue una experiencia muy bonita para todos los involucrados, y el año pasado, en una reunión junto con Nestlé, ellos nos contaron de su experiencia con la formación Dual, uno de los alumnos estaba presente y cada vez que hablaba de la experiencia, sus ojos brillaban con orgullo. Me quedó dando vuelta eso y lo comenté a mis superiores y la gente de Reclutamiento. Al tiempo me contactaron de Fundación Chile Dual, visitamos el colegio y este año estamos con 4 alumnos de 3° y 4° medio.

Nosotros además estamos muy involucrados en la cultura de la capacitación y enseñarle al equipo, tenemos una universidad corporativa donde hacemos clases, entonces esto va muy bien con nuestro sello. La gran mayoría de nuestros trabajadores bordean los 30 años, tienen ideas nuevas, son gente que trabaja y estudia. Los maestros guías al final del día se sienten contentos de contribuir a los estudiantes y poder formar a los jóvenes.

¿Cómo crees que está el escenario empresarial en Chile en materia de RSE y contribución social en comparación con el resto del mundo?

En general yo diría que bien, claramente hay empresas de un carácter más productivo que echan humo o contaminan, donde es mucho más visible y tienen un deber mucho más claro con retribuir al sistema. En el caso nuestro, donde nuestro producto es intangible, es mucho más discreto lo que hacemos en términos de RSE, y quizás esta forma es la más apropiada para nosotros de retribuir. Es un terreno donde estamos avanzando como país.

¿Qué sucede si la empresa invierte tiempo y recursos en formar un estudiante que después de terminar su dual prefiere seguir estudiando?

Mira, uno puede gastar dinero en entrenar gente, y claro que después se pueden ir de la empresa, pero ¿qué pasa si no se van? ¿qué hacemos si se quedan?. Entonces nosotros decimos, sí, invirtamos en ellos, porque si se quedan, necesitamos que estén capacitados. En EY hay mucha rotación, lo lindo de esta firma es que la gente que pasa por acá, se lleva ese espíritu, esta forma de trabajar. Estos jóvenes del programa dual, es fabuloso que sigan estudiando, y si a la vuelta de esos estudios quieren incorporarse a nuestro equipo, pueden hacerlo. Personalmente estoy muy contento con esto, y sé que los Maestros Guía también sienten esto.

Respecto a que las empresas tomen un rol activo en la Educación ¿Es correcto que lo hagan? ¿qué valor tiene esto?

Absolutamente. Yo creo que es un deber educar, entrenar, capacitar y desarrollar. Es un deber mío enseñarle al más joven. Cuando entré a esta empresa recién egresado de la Universidad me enseñó y me guió, y al darle las gracias, pensando yo que era sólo por simpatía, me dijo que era parte del trabajo. Es una responsabilidad el desarrollar y entrenar gente, es algo que tienen que hacer todas las empresas, son herramientas que además puedes utilizar en la vida cotidiana, así que, si es por invitar a una empresa a este programa de Formación Dual, hágalo. Es una tremenda experiencia y de lo más bonito que hemos hecho en EY.