Newsletter

Enews Agosto 2019

Dejó todo por ir a hacer su formación dual a Berlín, su lugar de origen:

Aprendiz Dual después de los 30.

Qué te motivó a partir a Alemania en vez de seguir estudiando en Chile?

Me encontraba un poco atrapada con las opciones educacionales que existen en Chile. Para poder estudiar algo nuevo, tenía que comenzar una carrera universitaria o técnica, lo que significaba mucho tiempo y dinero en algo sólo teórico. Un amigo me comentó del estudio dual de Alemania que tan solo dura 3 años, no cuesta ni un peso y te pagan por tu trabajo. No conozco algo parecido en Chile en el área de la jardinería.

¿Fue muy intimidante estar en un país distinto, considerando la barrera del lenguaje y las diferencias culturales?

En un principio sí, fue frustrante porque es un idioma difícil, uno se cansa a menudo y se siente ajeno a todo. Pero la experiencia me demostró que sólo en el hacer puedes aprender más y desarrollarte a fondo. Acá los estándares son altos, y es fácil tirar la esponja. Salir de ese círculo y lanzarme fue la clave para sentirme segura y que dejara de intimidarme.

¿imaginaste estudiar en esta modalidad?

Fui a un colegio privado, donde el camino a seguir era la universidad y convertirse en un profesional académico, por lo que nunca escuché de una carrera más técnica o la formación dual. De haber tenido la información y sin esa presión horrenda que hay en Chile de tener que ir a la Universidad, creo que lo hubiera hecho. Considero importante la posibilidad de “aprender haciendo” y de estar inserta desde el primer momento en el mercado laboral. La praxis es muy importante en todo quehacer y la pura teoría te aleja demasiado de lo que realmente sucede cuando debes trabajar. Además, ganas dinero y no debes malabarear tus estudios con algún trabajo; aquí tus estudios son tu trabajo y considero esa combinación super buena.

¿Qué puedes decirle a los jóvenes en Chile que están formándose con esta modalidad?

Encuentro que es una modalidad de estudio estupenda y creo que debería fomentarse más. Es una linda unión entre público y privado, y hay que dejar de pensar que para ser alguien en la vida hay que ir a la universidad. Se necesita gente que quiera aprender haciendo y sean profesionales en sus labores técnicas. La educación dual ofrece una gran posibilidad educativa a los que se deciden y se lazan. Creo que hay que fomentarlo más porque es una buena chance para educar gente que tan pronto termina ya conoce el mercado laboral y está capacitado. ¿Qué mejor?